Llevo más de doce años grabando podcast, he pasado por infinidad de sistemas tanto para grabarlos como para publicarlos.

A lo largo de todos estos años me he ido comprando distintos micrófonos, grabadoras, software… Y debo decir que nunca he terminado de encontrar un equilibrio en el que me sintiese cómodo del todo, siempre tenía la sensación de que «faltaba algo».

Sin embargo en esta nueva etapa que estoy comenzando tras un patrón de varios años, y en el podcast que grabo junto a mi hija estoy aprendiendo mucho y por fin he encontrado un equilibrio entre software y hardware con el que me siento plenamente satisfecho.

Hoy voy a hacer un pequeño resumen de todo para que os hagáis una idea del sistema. Si hay algo que os interese en especial me lo decís y haré un episodio aparte centrado en ese tema para tratarlo más en profundidad.

Micrófonos

La parte más importante sin lugar a dudas son los micrófonos para tener una buena calidad. Yo en concreto tengo dos. Uno de Shure que es el SM58 y otro de Audio Technica el AT2010. Pese a que el AT permite conectarse por USB yo siempre utilizo la conexión XLR.

Son unos micrófonos muy conocidos dentro del mundillo del podcasting, el AT lo cogí por versatilidad pero sin lugar a dudas si a día de hoy necesitara comprar otro sería otro Shure SM58, pese a que tiene muchos años para mi el mejor micrófono que hay para voz.

Grabadora / Interface de Audio

Como quería una solución polivalente me hice con una grabadora Zoom H6. Una pasada de grabadora que permite conectarse 4 micrófonos XLR, incluso 6 comprando un adaptador, que tiene cabezales intercambiables y, sobre todo, que se puede conectar tanto al ordenador, como al iPad o iPhone para usarlo como una interface de audio.

De esta forma puedo conectarla al ordenador, a ella los micrófonos XLR y grabar con una calidad espectacular.

Si necesito grabar una entrevista me llevo la grabadora, la conecto a una powerbank y grabo igual. Si quiero grabar sonido ambiente en la calle, parque o lo que sea pues conecto uno de los cabezales que viene con la grabadora y perfecto…

Amplificador de cascos

Algo fundamental es monitorizar lo que se está grabando algo que hasta hace poco no hacía. Yo tengo unos cascos de AT muy buenos. Pero al grabar entrevistas la gente no es consciente de como se registra su voz y tiende a moverse de un lado para otro, hacer cambios de tono de voz muy bruscos…

Y esto se multiplicó por diez al grabar con mi hija por lo que necesitaba poder conectar varios cascos y adquirí un amplificador de salidas de micrófono de la marca Mackie.

Esto se conecta a la salida de auriculares y requiere conectarse a un enchufe. Pero gracias a ella se pueden conectar hasta cuatro micrófonos y regular el volumen de cada uno de ellos de forma independiente. Imprescindible.

Cascos de monitorización

Yo tengo unos de calidad profesional de la marca Audio Técnica y hace poco adquirí un segundo par de una marca barata para que los utilizara mi hija. Realmente lo importante es que el que se encarga de la calidad de grabación oiga bien toda la mezcla.

El resto es más que nada para que escuchen su voz y sean conscientes de que si se mueven se les oye más bajo, o si pegan un chillido que sean conscientes de ello.

Cortavientos

Pantalla anteviendo Rode WS2 algo que tarde mucho en comprar y de lo cual ahora estoy arrepentido. Son estas bolas de gomaespuma que se colocan en los micrófonos y que por alguna extraña razón nunca le había dado importancia.

Sin embargo cuando comencé a grabar entrevistas en el podcast con el que regresé «Charletas» me di cuenta que muchos entrevistados vocalizaban de forma muy fuerte algunas letras y eso provocaba unos ruidos molestos. Compré dos de estas pantallas por ser de la marca Rode y estoy encantado. La mejor compra que podía haber hecho.

Hay gente que piensa que esto no es necesario si graban en un cuarto pero ¿os habéis fijado que los periodistas que graban en un estudio los usan? ¿No creéis que será por algo?

Trípodes para el micrófono

Mini trípodes Manfrotto, debía colocar en algún sitio los micrófonos así que pillé un par de esta marca porque son resistentes, fiables y ya he usado de esta marca y estoy muy contento.

Software

Ahora pasemos al software, una parte fundamental si queremos hacer algo más que hablar nosotros mismos y grabarnos.

Un software que utilizo casi desde que comencé es Audio Hijack; me atrevería a decir que es el mejor software que existe para grabar un podcast.

Mediante una intuitiva interface nos permite añadir tanto entradas como salidas de audio. Además los elementos pueden estar aislados, para grabarse por separado y luego sincronizarlos nosotros en edición para tener el máximo de calidad de cada fuente o bien unirlos y que se graban varias o todas las fuentes en una sola pista si queremos trabajar menos.

De esta forma puedo añadir mi micrófono y que se grabe en un archivo. También puedo añadir una entrada de audio como puede ser Skype u otro sistema de mensajería para que se grabe aparte. Si quiero que el invitado escuche audios puedo conectar un programa multimedia y conectarlo a Skype para que lo escuchemos los dos a la vez y decidir si quiero que ese audio también se grabe o se grabe en una pista aparte.

Además en la ultima actualización han incluido la opción de hacer streaming directamente del audio ya montado, con lo que se convierte en una herramienta todavía mucho mejor de lo que ya era.

Streamdeck

Streamdeck de Elgato (ahorn Corsair) es el último que he añadió. Digo software porque hay una versión física del dispositivo. Se trata de una pantalla táctil con botones que se conecta al ordenador.

Hay tres modelos uno con 6 botones, otro con 15 y uno más reciente con 32.  No estaba seguro de si me serviría para lo que quería, por lo que no me atreví a comprarlo. Pero descubrí que tenían ese mismo software tanto para teléfono como para tablet así que decidí probarlo y menuda gozada.

En primer lugar quiero dejar claro que sirve para cualquier cosa, lanzar varios programas a la vez, control multimedia, crear atajos de teclados para las aplicaciones… Recordad que este dispositivo nació pensado para hacer stream de videojuegos así que su integración con programas como OBS, Xsplit o similares es total, al igual que con plataformas como Twitch e incluso YouTube… Pero yo quería algo mucho más mundano que eso.

Grabando el podcast con mi hija incluimos fragmentos de audio de las películas para resaltar determinados momentos y analizarlos mejor.

Esto era un engorro porque en la mesa no cabemos los dos y debía andar con el ratón, a veces me equivocaba y, sobre todo, se cuela el sonido del ratón.

Con este software puedo crear un botón para ejecutar al instante cada archivo de audio o video y con Audio Hijack puedo capturar ese audio igualmente. 

Por lo tanto tengo un botón para cada archivo y puedo ponerle tanto el nombre como el dibujo que quiera lo cual hace imposible que me equivoque, no genera ruido y puedo tenerlo junto al micrófono o aún más en grande usando el iPad.

Por lo tanto mi preparación para grabar es configurar Audio Hijack para que la grabadora Zoom H6 sea un dispositivo de entrada, el programa StreamDeck es otro y ambos están unidos en un archivo final con la calidad que yo quiero.

Así estamos hablando y cuando quiero analizar una parte tan solo pulso un botón en mi teléfono y se reproduce el sonido que yo quiero, quedando grabado en el podcast.

Sin tener que buscar nada en el ordenador, sin equivocarme con el cursor al pulsar en otro archivo, sin capturar los sonidos del ratón o teclado… Limpio y sencillo.

Como veis para grabar un podcast, aunque no lo parezca, hacen falta un montón de cosas a tener en cuenta aunque sea a nivel de aficionado.

Y por si no os habéis dado cuenta… No he hablado de editar.   el audio, ni publicarlo o distribuirlo.

Eso, quizás, lo trataré otro día.

Share This

Share This

Share this post with your friends!